Como te ven los demas en realidad

Moda 425 Visitas
Compartir
Como te ven los demas en realidad

Como te ven los demas en realidad Ojalá fuera posible entrar en la mente de los demás para verse a uno mismo con sus ojos. ¿Ese atuendo te hace lucir más esbelto? ¿Y tu manera de caminar no es demasiado tosca? A veces no podemos evitar que estas preguntas surjan en nuestra cabeza, por ello Francis Galton llevó a cabo un experimento relacionado con el tema. Y sus resultados lo sorprendieron incluso a él.

Genial.guru quiere compartir contigo sus conclusiones.

Como te ven los demas en realidad

Como te ven los demas en realidad

Un día sir Francis Galton decidió realizar un experimento peculiar. Antes de salir a caminar por las calles de Londres, tal y cómo lo hacía todos los días, se sugestionó: “¡Soy una persona detestable odiada por toda Inglaterra!“. Durante unos minutos se concentró en esa afirmación y luego, como de costumbre, salió a caminar. Aunque esa caminata no resultó como “de costumbre”.

A cada paso Francis veía las miradas odiosas y despectivas. Mucha gente le daba la espalda y en algunas ocasiones incluso escuchó groserías dirigidas a él. Uno de los obreros del puerto, cuando Galton pasaba por ahí, le dio un codazo tan fuerte que se cayó.

Parecía que incluso los animales tenían una actitud hostil hacia él. Cuando pasó por un carruaje, el caballo golpeó al psicólogo en la cadera de tal forma que nuevamente se cayó al suelo. Galton intentó provocar compasión entre los testigos pero, para su asombro, escuchó que las personas empezaron a defender al animal. Galton se apresuró a regresar a la casa sin esperar a que su experimento mental lo llevara a consecuencias más graves.

Esta historia se describe en muchos libros de psicología. Sin embargo, no se trata de la mágica materialización del pensamiento. Al asimilar la afirmación propuesta, Galton empezó a portarse de acuerdo a ella: cambiaron sus modales, expresiones faciales, aspecto. De esta forma le mandó la señal al mundo acerca del tipo de trato que se merecía.

Hay dos conclusiones importantes que resultan de esta historia:

  • El ser humano es lo que piensa de sí mismo. ¡Cambia tu forma de pensar y cambiarás tú, y la actitud de los demás hacia ti!
  • No hay necesidad de comentarles a los demás nada acerca de tu autoestima y tu estado interior. Lo sentirán.

Compartir

Te puede interesar

Comentarios